sábado, 12 de mayo de 2018

Por qué Estados Unidos es el país más grande

Why America is the Greatest Country

Op-Ed by
That America is the greatest country today and in the history of mankind is of no doubt. It feels really silly to even write an article about such an indisputable fact. We are the sole superpower with the biggest economy, the most desired currency and the mightiest military. If you’re reading this, you can thank the American innovation called the Internet. Throughout the world, people listen to American music, watch American movies and pay a premium for American brands – from clothing to electronics to food – and dream of immigrating to America. That’s called Soft Power.
Of course, America is not a paradise where everything is perfect. Let’s address some of the concerns of the nitpicking naysayers.
Is everyone in America wealthy? Well, a majority of Americans live from paycheck to paycheck, tens of millions don’t earn enough to pay for their own food and healthcare, young people are turning into debt serfs due to student loans, people close to retirement have no savings, and the top 0.1% have as much wealth as the bottom 90%. Jeff Bezos made over $100 million a day in 2017, while Amazon warehouse employees work like slaves who built the pyramids. The takeaway from all this: if you work hard and become rich, you never have to worry about such abysmal statistics.
Our government also has ever-increasing debt that will never be paid off. How will it all end? Will we default or impose severe austerity or use inflation to get rid of the debt? If the interest rates go up in the near future, will the stock market and the housing bubble burst again? Some people say that the Federal Reserve Bank has ruined the free market and our entire economy is inherently a Ponzi system that is destined to collapse. I don’t understand these crazy things, but when you live in the greatest country, you can rest assured that intractable problems will somehow be solved. (Maybe you should buy gold or cryptocurrencies, who knows?)
As a nation, we are getting sicker every day. That’s a puzzle, indeed. I don’t know why 70% of us are now obese or overweight. It wasn’t like that at all thirty or forty years ago. Perhaps it’s because there is abundance of awesome food made from great technology such as GMO and WWII chemical weapons that were turned into pesticides. Regardless of the root cause, isn’t it wonderful that we have had numerous solutions for the weight problems? Stay away from fat … no, it’s the sugar … no, really, it’s the carb … or, just go the gym. Finally, we have settled on the greatest solution: accept yourself, you’re beautiful regardless of your weight. If you have the right attitude, facts don’t matter.
Chronic illnesses are through the roof over the last few decades. Autism, asthma, arthritis, allergies, cancer, diabetes, immune disorders, etc. all have skyrocketed in the recent decades. It’s a little strange that the greatest scientists can’t really figure out why. And nobody ever finds cures for these diseases. All we can do is control the symptoms, be on medications forever and trust science and medicine. If you live in the greatest country, how can you not believe that Big Pharma is working to make the world a better place?
If you’re worried about skyrocketing healthcare expenses, get a good job and don’t be like those 75 million Americans on Medicaid or those other tens of millions with no healthcare coverage at all. There’s no excuse in the greatest country.
When you’re rejoicing the glories of the greatest country, always take the time to thank our military-industrial complex. We have spent $20 trillion on military and wars since the end of Cold War in 1991. What a coincidence … that spending matches our national debt! Anyhow, we wouldn’t be the greatest country if we are not constantly eliminating monsters all over the world. Trust me, we only get rid of Hitlers. Go back and look at all the past media coverage … everyone was a Hitler. And they all had WMDs and were planning to take over the world. That’s why when we killed 500,000 Iraqi children, Madeleine Albright rightly pointed out it was worth it.
Sometimes we drop 25,000 bombs and missiles in one year on ultra-poor people in Sudan, Yemen, Somalia, etc. Thankfully, we never get to see the pictures of dead children — that would ruin the patriotic feeling. Spreading peace and freedom isn’t easy. Sometimes we arm and fund maniacal terrorists when they assist us in regime change operations (like in Afghanistan, Chechnya, Yugoslavia, Libya, Syria, etc.), but I am happy that we eventually kill those terrorists. A happy ending makes everything okay.
The key to realizing the greatness of America is to get information from the mainstream media and then carefully repeat the opinions of wise pundits. You don’t think that the greatest nation would have liars and propagandists on TV, do you? When the same opinion is voiced by hundreds of experts in all the prestigious newspapers, magazines and social media, you know that you don’t have to think. We get prepackaged truth with easy-to-remember talking points!
Trust and faith are key to happiness. If you find yourself worrying about various issues, you’re not using all the wonderful tools that the greatest country provides you – sports, entertainment, social media, movies, TV shows, alcohol, drugs, sex, pornography, consumerism, etc.
I just know that everything is okay because I live in the greatest country. And America is the greatest country because everything is okay.
Chris Kanthan is the author of a new book, Deconstructing the Syrian War. Chris lives in the San Francisco Bay Area, has traveled to 35 countries, and writes about world affairs, politics, economy and health. His other book isDeconstructing Monsanto. Follow him on Twitter: @GMOChannel
Por qué Estados Unidos es el país más grande
10 de mayo de 2018
Op-Ed por Chris Kanthan
Que Estados Unidos es el país más grande hoy y en la historia de la humanidad no tiene dudas. Se siente realmente tonto incluso escribir un artículo sobre un hecho tan indiscutible. Somos la única superpotencia con la mayor economía, la moneda más deseada y el ejército más poderoso. Si está leyendo esto, puede agradecer a la innovación estadounidense llamada Internet. 

En todo el mundo, la gente escucha música estadounidense, mira películas americanas y paga una prima por las marcas estadounidenses -desde la ropa hasta la electrónica y la comida- y sueña con inmigrar a Estados Unidos. Eso se llama Soft Power.
Por supuesto, Estados Unidos no es un paraíso donde todo es perfecto. Vamos a abordar algunas de las preocupaciones de los detractores quisquillosos.
¿Todos en América son ricos? Bueno, la mayoría de los estadounidenses vive de sueldo a cheque, decenas de millones no ganan lo suficiente para pagar sus propios alimentos y atención médica, los jóvenes se están convirtiendo en siervos por deudas debido a préstamos estudiantiles, las personas cercanas a la jubilación no tienen ahorros, y el 0.1% superior tiene tanta riqueza como el 90% inferior. 

Jeff Bezos ganó más de $ 100 millones por día en 2017, mientras que los empleados de almacenes de Amazon trabajan como esclavos que construyeron las pirámides. 

El punto de partida de todo esto: si trabajas duro y te haces rico, nunca tendrás que preocuparte por estadísticas tan abismales.
Nuestro gobierno también tiene una deuda en constante aumento que nunca se pagará. ¿Cómo terminará todo? ¿Iremos por defecto o impondremos austeridad severa o usaremos la inflación para deshacernos de la deuda? Si las tasas de interés aumentan en un futuro cercano, ¿estallarán nuevamente la bolsa de valores y la burbuja inmobiliaria? 

Algunas personas dicen que el Banco de la Reserva Federal ha arruinado el mercado libre y que toda nuestra economía es intrínsecamente un sistema Ponzi que está destinado a colapsar. 

No entiendo estas locuras, pero cuando vives en el país más grande, puedes estar seguro de que los problemas insolubles se resolverán de alguna manera. (Tal vez deberías comprar oro o criptomonedas, ¿quién sabe?)
Como nación, nos estamos enfermando cada día más. Eso es un rompecabezas, de hecho. No sé por qué el 70% de nosotros ahora somos obesos o tenemos sobrepeso. No fue así hace treinta o cuarenta años. 

Tal vez sea porque hay abundancia de comida increíble hecha de una gran tecnología como armas químicas GMO y WWII que se convirtieron en pesticidas. Independientemente de la causa raíz, ¿no es maravilloso que hayamos tenido numerosas soluciones para los problemas de peso? Manténgase alejado de la grasa ... no, es el azúcar ... no, en realidad, es el carbohidrato ... o simplemente vaya al gimnasio. Finalmente, nos hemos basado en la mejor solución: acéptese a sí mismo, usted es hermosa independientemente de su peso. Si tiene la actitud correcta, los hechos no importan.
Las enfermedades crónicas están en el techo en las últimas décadas. Autismo, asma, artritis, alergias, cáncer, diabetes, trastornos inmunológicos, etc. todos se han disparado en las últimas décadas. Es un poco extraño que los mejores científicos no puedan entender por qué. Y nadie encuentra cura para estas enfermedades. 

Todo lo que podemos hacer es controlar los síntomas, consumir medicamentos para siempre y confiar en la ciencia y la medicina. 

Si vives en el mejor país, ¿cómo no puedes creer que Big Pharma está trabajando para hacer del mundo un lugar mejor?
Si le preocupa que aumenten los gastos de atención médica, consiga un buen trabajo y no se parezca a los 75 millones de estadounidenses que reciben Medicaid u otras decenas de millones sin cobertura médica. No hay excusa en el mejor país.
Cuando se regocija con las glorias del país más grande, siempre tómese el tiempo para agradecer a nuestro complejo militar industrial. Hemos gastado $ 20 billones en militares y guerras desde el final de la Guerra Fría en 1991. ¡Qué casualidad ... que los gastos coincidan con nuestra deuda nacional! 

De todos modos, no seríamos el mejor país si no elimináramos constantemente monstruos en todo el mundo. Créeme, solo nos deshacemos de Hitlers. Regresa y mira toda la cobertura pasada de los medios ... todos eran Hitler. Y todos tenían armas de destrucción masiva y planeaban apoderarse del mundo. Es por eso que cuando matamos a 500,000 niños iraquíes, Madeleine Albright correctamente señaló que valió la pena.
A veces lanzamos 25,000 bombas y misiles en un año a personas ultra pobres en Sudán, Yemen, Somalia, etc. 
Afortunadamente, nunca vemos las fotos de niños muertos, eso arruinaría el sentimiento patriótico. 
Difundir la paz y la libertad no es fácil. 
Algunas veces armamos y financiamos a terroristas maníacos cuando nos ayudan en operaciones de cambio de régimen (como en Afganistán, Chechenia, Yugoslavia, Libia, Siria, etc.), pero estoy feliz de que finalmente matemos a esos terroristas. Un final feliz hace que todo esté bien.
La clave para darse cuenta de la grandeza de Estados Unidos es obtener información de los principales medios de comunicación y luego repetir cuidadosamente las opiniones de sabios expertos. No crees que la nación más grande tendría mentirosos y propagandistas en la televisión, ¿verdad? 
Cuando el mismo cientos de expertos en todos los prestigiosos periódicos, revistas y redes sociales expresan su opinión, usted sabe que no tiene que pensar. ¡Obtenemos la verdad preempaquetada con puntos de conversación fáciles de recordar! La confianza y la fe son la clave de la felicidad. 
Si te encuentras preocupado por varios temas, no estás usando todas las maravillosas herramientas que te ofrece el mejor país: deportes, entretenimiento, redes sociales, películas, programas de televisión, alcohol, drogas, sexo, pornografía, consumismo, etc. solo sé que todo está bien porque vivo en el mejor país. 
Y Estados Unidos es el país más grande porque todo está bien. 
Chris Kanthan es el autor de un nuevo libro, Deconstructing the Syrian War. 
Chris vive en el área de la Bahía de San Francisco, ha viajado a 35 países y escribe sobre asuntos mundiales, política, economía y salud. Su otro libro es Deconstructing Monsanto. 
Síguelo en Twitter: @GMOChannelFree ebook 
Cómo sobrevivir en la automatización del trabajo 
ApocalypseFree ebook 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si nos han de robar, 
que sean otros y no los mismos de siempre

Si como votantes, no nos escuchan
como consumidores, lo harán
boicoetemos sus empresas.
Llevamos las de ganar. 

Como acabar con la ESTAFA de las ELÉCTRICAS... de una puta vez pasando de los Vendepatrias del Bipartidismo

Ante el robo continuo y escandaloso por parte de las eléctricas y sus abusos en el recibo de la luz
propongo... 
actuar todos unidos como consumidores
contratando TODOS 
o en su defecto una gran mayoría,
  otra compañia eléctrica que no sea ninguna de estas dos (ENDESA - IBERDROLA) y cambiarnos a otra cualquiera de las muchas ofertas que existen hoy en día.

De tal forma que no les quede otra a las grandes que plegarse a nuestras demandas de una tarifa más justa y mucho más barata
o atenerse a las consecuencias 
de seguir con su estafa.

En nuestra mano está que siga este robo o cortar por lo sano para que no nos sigan mangoneando

ARMAK de ODELOT

Canción del Indignado Global

(solo pá Mentes preclaras 

libres de Polvo y Cargas)

Si me han de matar que sea,
 un Trump que de frente va

  no un Obama traicionero, 

que me venga por detrás.


Éstos del bipartidismo, 

a nadie ya se la dan

Tanto monta, monta tanto,

ser sociata o liberal.


Que harto me tienen sus cuentos, 

de crisis y guerras sin más

Cuando no hay bandera que tape, 

la ansia de un criminal.


Daños colaterales son, 

inocentes masacrar

si lo hiciéramos con ellos, 

no habría ni una guerra más.


Por eso pasa que pasa, 

que nadie se alista ya

a no ser que la CIA pague,
 
como al ISIS del MOSAD


A mí, que nunca me busquen, 

ni me llamen pá luchar.

Que yo no mato por nadie. 

Yo mato por no matar.


La paz de los cementerios 

es la paz del capital

Si soy rojo es porque quiero, 

en vida, vivir en paz.


Hoy tan solo mata el hambre, 

del rico por tener más 

Con el cómplice silencio, 

de toítos los demás.


Que preferimos taparnos, 

los ojos pá no pensar

O mirar pá otro lado, 

pensando que el mal se irá.


Creer que lo que a otro pasa, 

no nos tiene que importar.

Cá palo aguante su vela, 

repetimos sin cesar.


Éste es el mantra egoísta 

que rula por la sociedad

como si lo que le pase a otro, 

no te pueda a tí pasar


Más todo, cuán boomerang vuelve, 

al sitio de donde partió

y tal vez ocupes mañana, 

el sitio que otro dejó.


Mil pobres ceban a un rico, 

otros mil le dan jornal,

y otros cuantos dan su vida 

porque todo siga igual. 


Que no me coman la oreja, 

que no me creo ya ná

de sus guerras, sus estafas, 

ni su calentamiento global


Tan solo vuestras mentiras, 

esconden una verdad

que unos pocos están arriba 

y abajo tós los demás.


Da igual que seas ateo, 

cristiano o musulmán.

Solo los elegidos, 

el paraíso verán.


Hay medios alternativos, 

amarillos muchos más.

Unos más rojos que otros. 

Los menos, de radikal.


Más todos tienen su cosa, 

y a todos hay que hojear

Que comparando se tiene 

opinión más general.


Qué de tó aprende uno. 

Nadie tiene la verdad.

Ser más papista que el Papa, 

no es garantía de ná.


Solo creo en lo que veo, 

díjome santo Tomás, 

que el que a ciegas se conduce, 

no para de tropezar.


Y al enemigo, ni agua, 

ni nunca contemporizar

No dudes, tarde o temprano, 

siempre te la jugará.


No hay que seguir a nadie 

y a todos hay que escuchar.

Si tu conciencia te guía, 

de nada te arrepentirás.


Dá gusto ver a los ricos, 

pegarse por serlo más

mientras en eso se hallen, 

quizás nos dejen en paz.


Si te crees o no sus mentiras, 

a ellos les dá igual.

Con tomarlas por veraces, 

les basta para actuar. 


Que no me cuenten más cuentos, 

que tós me los sé yo ya.

Se demoniza a cualquiera

que no se deje robar.



No basta con ser un santo, 

sino ser de"su santoral"

Como la cojan contigo, 

no te valdrá ni el rezar.


Pensamiento único llaman. 

Anteojeras pá no pensar

más que en la zanahoria. 

El palo irá por detrás.


Si no crees en lo dictado, 

anti-sistema serás

Y por mucho bien que hagas, 

te van a demonizar.


Que no me coman la oreja, 

que a mí, no me la dan.

Que me sé todos sus cuentos 

y también, cada final.


Si de cañon, quieren carne, 

pál matadero llevar

que busquen a otro tonto, 

que este tonto no va más



No se ha visto en tóa la historia, 

otra estafa sin igual.

Que la madre tóas las crisis, 

que creó el capital


Y cuando tan ricamente, 

uno estaba en su sofá

Relajado y a cubierto, 

de inclemencias y demás,


te cortan sin previo aviso

el grifo de tu maná. 


Y te dejan sin tus sueños,
 
sin trabajo y sin hogar


y pá colmo y regodeo 

de propios y extraños, van

y te dicen como aviso

que al rojo no hay que escuchar


que son peores que el lobo,

del cuento y mucho más

y que si vas y los votas

toíto te lo robarán.



Si como votantes, no nos escuchan

como consumidores lo harán.

Boicoetemos sus empresas

Llevamos las de ganar. 


Si no queda más remedio

que dejarnos de robar

que sea otro y no el de siempre

tal vez así, aprenderá


No hay pan pá tanto chorizo,

dicen, cuando lo que sobra es pan.

Lo que no hay es un par de huevos
 
pá que no nos choriceen más.


Resultado de imagen de eladio fernandez refugiados suecia

Ellos tienen de tó

los demás, cuasi-de-ná

mas ellos son cuatro mierdas

y nosotros sémos más.


La próxima revolución 

contra las corporaciones será

y si ésta no se gana 

no habrá ninguna ya más.

Quien sepa entender que entienda

lo que digo es pá mascar

despacio y con buena conciencia.

Mi tiempo no dá... pá más


Armak de Odelot


Dicen: 

No será televisada, 

la próxima revolución.

Más como nadie se fía 

de lo que se nos dice hoy en día,

pasamos los días enteros, 

tumbados en el sofá

delante la caja tonta,

 por no perder el momento
del pase de la procesión 
que tós llevamos por dentro